lunes, 6 de febrero de 2017

Hoy se celebra el día Internacional de Tolerancia cero con la Mutilación Genital Femenina



Muere un bebé en Tanzania tras practicarle el ritual de la mutilación genital femenina





Un bebé nacido el pasado 25 de diciembre en Manyara, Tanzania, ha muerto días después, de que su bisabuela le practicara la mutilación genital femenina, ilegal en este país. La madre y la bisabuela de la niña han sido detenidas y se está llevando a cabo una investigación criminal.

La bisabuela de la niña, cinco días después del nacimiento, llevó a cabo el ritual, que se complicó y provocó la muerte del bebé en el hospital.

Este ritual, es ilegal en Tanzania y los activistas aseguran que cada vez más comunidades se niegan a realizar esta práctica, tradicional y dañina. En cambio, la Organización contra la Mutilación  Genital Femenina (NAFGEM), que trabaja con comunidades en las regiones del Kilimanjaro y Manyara, ha asegurado, que las familias que continúan con esta práctica están comenzando a hacerlo cada vez a edades más tempranas, como es el caso.

"Las niñas solían ser mutiladas en torno a los 10 años y era una tradición que se practicaba para prepararlas para el matrimonio", señalan desde la organización NAFGEM, "Aquellos que siguen mutilando lo hacen en niñas más jóvenes para evitar acusaciones", han añadido.


200 millones de niñas y mujeres, en todo el mundo han sufrido  la mutilación genital femenina y se cree que unos 3 millones de niñas, están en peligro cada año en Africa.