jueves, 16 de marzo de 2017

Médicos en Siria



La guerra en Siria nos ha dejado estampas terribles, pero hay otras cosas que no percibimos



www.inmemoryd.com

Desde que se intensificó el conflicto en Siria en 2012, la gran mayoría de niños nacidos en muchas partes de Siria están sin vacunar. Esto médicamente es muy preocupante. Las ONG no han podido centrar sus esfuerzos en estos menesteres o bien no tienen recursos para ello. En estos momentos los niños sirios no están preparados para afrontar enfermedades infantiles que se pueden prevenir con una simple vacuna, como el sarampión, rubeola, tétanos o neumonía.



Antes de comenzar la guerra se vacunaba con normalidad a estos niños sirios. No se tiene noticia del control de vacunas ni por parte del Gobierno de Siria, en las zonas controladas por ellos, ni de las zonas contraladas por el Estado Islámico. Hay una falta generalizada de inmunización, sumado a los desplazamientos masivos de población y que alguna de estas infecciones se transmiten por el aire y se expandirían en forma de epidemia y éstas serían incontrolables.



Las ONG, intentan salvar todos los baches que encuentran, pero es muy difícil, ya que los programas de vacunación son caros,  cuestan mucho a nivel de recursos humanos y conseguir las vacunas y mantener la cadena de frío necesaria para que no se estropeen a la vez que llegar a los lugares de conflicto.


Síguenos en nuestro blog para estar al día en nuestras publicaciones.


Visita nuestra página www.inmemoryd.com